16 de febrero de 2011

Mi primer mail de cumpleaños 27

"Hacen ya 27 años que llegaste a mi vida siendo mi primer día más feliz. Eras la niña más hermosa que yo pude dar a luz. Recuerdo que no pude vestirte debido a que estaba tan nerviosa y preocupada por la vida que se nos venía encima; y contigo tan chiquitita y yo tan inútil, que no sabía cómo tratarte. Ya te he contado muchas veces cómo eras la primera guagua recién nacida que yo tenía en mis brazos, y eras mía, mía, sólo mía y de nadie más.

Creo que no miento si digo que no podía convencerme de la maravilla que había traído al mundo y nunca imaginé que tanto me querrías; y yo tanto que pensaba que era poco sólo mi amor pa ti, mi preciosa hija, que necesitabas una familia completa con abuelas, padre y hermanos.

Hija, tratando de darte lo mejor por ahí me equivoqué (...) pero todo eso queda de lado por la enorme satisfacción que tú me provocas a mí y al resto de nuestra familia, que debemos ser nosotros no más.

Gracias, hija, por el enorme placer que me das al ser tu mamá; que quiero gritar pero no puedo porque si no pueden detenerme por loca y no es esa la finalidad al desear todo lo mejor que venga hacia adelante pa ti. Mamá".

Lloro.

4 comentarios:

Lucila dijo...

Grande, Verónica!

Feliz cumple, Luisi! Que tengas un muy muy muy lindo día.

Feliz de haberte visto.

Beso enorme.

Noe dijo...

qué bien se siente el amor.

:)

feliz cumple, diosa!

Juan dijo...

Bello por donde se lo mire.

Luisa Ballentine dijo...

XD

Relacionados

Blog Widget by LinkWithin